Imágenes : ​No se ha depilado desde hace 8 años y decide aceptarse tal y como es (Fotos)

​No se ha depilado desde hace 8 años y decide aceptarse tal y como es (Fotos)

false

Publié le par EspanolBuzz dans Imágenes
Partager sur Facebook
422 422 Partages

No se ha depilado desde hace 8 años y decide aceptarse tal y como es (Fotos)

Hace algunos días, una de las columnas del periódico estudiantil The Tab, atrajo la atención de todos los lectores. En ella, Yasmin Gasimova, de 19 años contaba que había dejado de depilarse y afeitarse, y había decidido aceptarse tal y como era, con pelos incluidos. ¡Esos pelos que tanto hacen sufrir a las mujeres en esta sociedad sexista!

Ya no me afeito ni tengo intención de hacerlo en el futuro. Con este llamativo título que resume a la perfección el contenido de su artículo publicado en el periódico The Tab, Yasmin Gasimova, una estudiante de informática de 19 años, residente en Liverpool, se convirtió en trending topic entre los lectores. En su columna, la joven explicaba que a pesar de su abundante pilosidad, debida a sus orígenes turcos, hace años que decidió no volver a depilarse porque sus pelos forman parte de ella y no tiene nada de qué avergonzarse. Una filosofía de vida que reivindica el derecho a aceptarse tal y como nos ha hecho la Madre Naturaleza, frente a una sociedad en la que el vello femenino se asocia a una imagen negativa de la feminidad, Algo que a Yasmin le encantaría que todas las mujeres compartiesen.

“En general, las mujeres velludas se suelen asociar a personas perezosas, con problemas de higienes, a feministas (en sentido despectivo), o a lesbianas extremas rodeadas de gatos”, se lamenta Yasmin Gasimova. El pelo se percibe como una característica típicamente masculina. Mientras que en la mujer el exceso de vello se ve como algo sucio y negativo, en el hombre los pelos del torso o la barba se suelen asociar de forma injusta a la virilidad. Aunque las mujeres tienen tantos pelos como los hombres aunque sean más finos y cortos, nuestra sociedad ha decidido que ellas no deben tener ni un pelo superfluo si quieren ser realmente femeninas. ¡Pero nada que sea natural en el cuerpo de la mujer debería hacerla sentir menos mujer! El pelo no es algo sucio. Por el contrario, las mujeres no deberían tener que soportar estándares de limpieza e higiene más exigentes que los de los hombres. ¿Por qué el pelo corporal en el hombre es signo de virilidad y en la mujer, de suciedad? La realidad es la que es y no deberíamos tener que ocultarla”.

¡Cuánto tiempo perdido eliminando el vello!

En su alegato pro-pelo, la estudiante explica que además de asumir su pilosidad (aunque admita depilarse las cejas, su sola concesión a la coquetería), consideraba una pérdida de tiempo pasar horas intentando dejar su piel lisa cuando tendría que volver a hacerlo al cabo de dos o tres días. ¿Y todo eso para qué? ¿Para no incomodar a personas que tienen una visión deformada de la feminidad? “Todos los que pensáis que los pelos son asquerosos, os equivocáis. Tan solo pensáis eso porque siempre os han predispuesto a verlo así”, continúa, Yasmin Gasimova. Ser sexy no es algo obligatorio y en todo caso, se puede ser sexy y peluda al mismo tiempo.

Esta afirmación no es gratuita ya que la joven habla por experiencia. Durante tres años y medio, Yasmin tuvo pareja, y después salió con otros hombres sin que al parecer ninguno de ellos se sintiera molesto por su exceso de vello. Ella misma es la prueba de que no todos los hombres fantasean con mujeres sin un solo pelo en el cuerpo.

A veces, ella también claudica

Yasmin Gasinova tiene las axilas profusamente pobladas, y pelos en las piernas y vientre. Esto se puede ver en las fotos que ella misma ha publicado para ilustrar su columna, y también en el vídeo inferior. Sin embargo, como la mayoría de las mujeres, a veces no le queda más remedio que someterse a los dictados de belleza que impone la sociedad. Cuando tenía 11 años se depiló todo el vello, que ya era muy visible, para evitar que se burlasen de ella. “Ahora solo me depilo muy raramente y solo cuando es absolutamente necesario: por ejemplo, cuando voy de vacaciones a la playa, cuando voy a clases de natación o cuando quiero buscar un rollo ocasional de una noche. Por desgracia, hay veces en las que yo también prefiero pasar por la molestia de la depilación, que soportar el rechazo y las miradas de desaprobación”, se lamenta la chica, mientras espera con anhelo el día en el que finalmente podrá “pasear en short durante el verano sin tener que ser juzgada por los demás”.

¿Crees que Yasmin tiene razón al rebelarse contra la tiranía de la normas sexistas sobre el prototipo de belleza femenino? ¿Piensas que la depilación es una carga pesada impuesta a las mujeres? ¡Nos encantaría escuchar tus comentarios al respecto!

Partager sur Facebook
422 422 Partages

Source: Au feminin · Crédit Photo: Au feminin

Aimez / Commenter