Noticias : ​A este policía se le rompió el corazón al ver a estas 6 niñas, cuyo padre había muerto tres años antes, descalzas en un supermercado.

​A este policía se le rompió el corazón al ver a estas 6 niñas, cuyo padre había muerto tres años antes, descalzas en un supermercado.

Una historia que rompe el corazón ...

Publié le par EspanolBuzz dans Noticias
Partager sur Facebook
112 112 Partages

A este policía se le rompió el corazón al ver a estas 6 niñas, cuyo padre había muerto tres años antes, descalzas en un supermercado.

Mark Engravalle, es un policía que, debido a su profesión, ha tenido que trabajar en casos muy duros y complicados. Sin embargo algo extraordinario ocurrió un día que lo llamaron desde un supermercado para que acudiera a detener a una ladrona.

Mark vive en Roeland Park, (Kansas, EEUU). Aquél día su jornada comenzó de la forma habitual: recibió una llamada de alguien para que acudiese a algún lugar en el que se hubiese producido algún incidente. En este caso concreto, le llamaban desde los supermercados Walmart. 

Al llegar al lugar de los hechos, vio que los empleados de la gran superficie habían arrestado a una mujer llamada Sarah Robinson. La joven madre estaba desesperada porque los empleados le habían encontrado los pañales, zapatos y ropa de niño que había robado. 

Pero Mark, al mirar a las hijas de Sarah se fijó en algo poco habitual: las niñas estaban descalzos y tenían los pies muy sucios. Cuando Mark preguntó a la joven madre qué había ocurrido, ella comenzó a llorar. Pensaba que la iban a llevar a prisión y estaba angustiada pensando que si eso ocurría, nadie podría ocuparse de sus 6 hijas. 

Así fue como Mark se enteró que Sarah vivía en la más extrema pobreza desde que su marido falleció en 2012. Ella tuvo que dejar su casa y desde entonces vivía en su automóvil con sus 6 hijas: Emily, de 15 años, Sophia, de 13 años, Angelina, de 12 años, Miley, de 4 años, y las dos adorables gemelas, Becky y Bella, de 2 años.

Mark tomó entonces la decisión de señalar la infracción pero no arrestarla. Por el contrario hizo algo que cambió para siempre la vida de esta desdichada familia.    

Al ver los pies desnudos y sucios de esas 6 niñas, Mark pensó en sus propios hijos. Mark llevó a la joven madre al supermercado y la dejó elegir los zapatos que quisiera para sus hijos. También le compró pañales y otros productos de higiene para los bebés. 

“No podría haberse portado mejor con mis hijas” contaba Sarah después. “¡Y al día siguiente recibí una llamada diciendo que quería ayudarnos a encontrar un lugar para vivir!”. 

Desde aquel día, cientos de personas se ofrecieron para dar ayuda económica a Sarah. Mark, reconoce con modestia que utilizará los donativos recibidos para ayudar a esta familia de la mejor manera posible. 

“SE lo agradezco enormemente. Era terrible tener que robar constantemente”, explica Sarah, que ahora busca un empleo para que sus hijos por fin puedan tener un techo bajo el que vivir.  

“Crecí en una familia bilingüe y hablo inglés y español. También tengo conocimientos de informática”, añade la joven. “Solo quiero tener un lugar seguro para mis hijos”. También desea dar las gracias al policía que cambió su vida: “No tengo palabras para agradecerle lo que hizo por nosotros. Mis hijas y yo siempre estaremos en deuda con él”. 

Este policía mostró su extraordinaria generosidad con esta familia tan necesitada. Su gesto cambió la vida de 7 personas. ¡Sacó de la calle a toda una familia! Su ejemplo puede servir para que nadie olvide lo que la acción de una sola persona puede suponer para los demás.

Tu acción, al difundir este mensaje, puede ayudar a que alguien se ponga en contacto con Emily para ofrecerle un trabajo ¡Gracias!

Partager sur Facebook
112 112 Partages

Source: Feroce · Crédit Photo: Feroce

Aimez / Commenter