Noticias : Estaba jugando con sus amigos ¡unos minutos más tarde, su madre lo vio llegar gritando de dolor y cubierto de sangre!

Estaba jugando con sus amigos ¡unos minutos más tarde, su madre lo vio llegar gritando de dolor y cubierto de sangre!

La madre está en estado de shock!

Publié le par EspanolBuzz dans Noticias
Partager sur Facebook
792 792 Partages

Estaba jugando con sus amigos ¡unos minutos más tarde, su madre lo vio llegar gritando de dolor y cubierto de sangre!

El 24 de agosto de 2015, la vida de Kolya Nizhnikovsky, de Mariupol, Ucrania, cambió para siempre. El país estaba en guerra y aquel día, Kolya jugaba fuera con su amiga Serezha, de 10 años y con su hermano Danya de 4. Los niños estaban disfrutando del agradable clima de aquél día cuando decidieron ir a jugar a una antigua base militar, ¡algo que hacían a menudo! La antigua base estaba sin vigilancia la mayor parte del tiempo y a veces lo niños se aventuraban a acercarse hasta allí a explorar.

Aquel maldito día, la pequeña banda de exploradores encontró un gran objeto metálico de color oscuro. ¡Un auténtico cohete! Excitados, quisieron prender fuego para hacer despegar aquél extraño cohete pero era demasiado pesado, se les cayó al suelo y ¡explotó a causa del impacto! 

La madre de Kolya recuerda aquel momento: “Fue espantoso, parecía que alguien había acuchillado a los niños. Salí corriendo hacia fuera y lo que vi me heló la sangre. Danya estaba completamente cubierto de sangre. Cuando lo cogí, solo pudo respirar un par de veces antes de morir en mis brazos. Kolya también estaba sentado al borde de la carretera con sus piernas colgando como dos trozos de carne…” 

Kolya perdió sus dos piernas, el brazo derecho… y a su hermanito pequeño. Por su parte Serezha perdió un ojo. Los niños fueron trasladados de inmediato al hospital más cercano. Kolya estaba tan mal que los médicos decidieron inducirle un coma. Cuando despertó, su estado seguía siendo crítico. Había quedado ciego de un ojo, no podía moverse y todo su cuerpo estaba cubierto de quemaduras. 

La madre está destrozada. Además de llorar a su hijo menor, debe ser fuerte por Kolya. Elena Kuneva, miembro de un organismo humanitario local, oyó la historia de Kolya y fue a visitarlo, a él y a su madre al hospital. “Cuando lo vi, solo tenía ganas de llorar, pero debía ser fuerte por él”. 

Tras la explosión Kolya había entrado en un estado de ansiedad depresiva debido a su sentimiento de culpa y no quería hablar con nadie. En aquella época, Elena pasaba las horas con él, enseñándole fotos de atletas famosos con alguna discapacidad. Terminó por convencer al chico de que la vida aún merecía la pena y que le quedaban muchos momentos felices por vivir. ¡Finalmente el pequeño fue capaz de asumir que él no había tenido la culpa del accidente! 

Elena también contactó con una organización humanitaria canadiense que trabaja en Ucrania y organizó con ellos una campaña de financiación para Kolya. Recogieron bastante dinero en donativos para ayudar al niño, y así pudieron volar en 2015 a Montreal. 

El pequeño, que crece muy rápido, se ha sometido a numerosas intervenciones y le han hecho prótesis a medida. ¡Incluso le han injertado un ojo para que pueda volver a ver con normalidad! 

Pero aún no ha acabado todo. Ahora tiene que volver a aprender a caminar. Kolya, fuerte y motivado, espera poder volver a nadar y correr muy pronto. Está aprendiendo a escribir con su mano derecha, va a clases de pintura y juega al fútbol. 

Muchas personas en Montreal han mostrado su apoyo a Kolya y a su madre. “La gente le trae caramelos, y le expresan sus deseos de que se restablezca pronto. Le han traído mucha ropa y juguetes. Cuando se han enterado de que quería ser programador, le han regalado un ordenador”.  

El joven ucraniano ha permanecido en Canadá durante un año, y se ha convertido en toda una celebridad local. ¡Incluso el primero ministro Justin Trudeau ha posado con él! 

El 22 de noviembre de 2016, por fin volvió a su país. Aunque estaba un poco triste al dejar Canadá y a las personas que tan generosas habían sido con él, también estaba contento al saber lo que le esperaba en Mariupol. 

La campaña de recogida de fondos reunió suficiente dinero para construir una nueva casa para Kolya y su familia, ¡muy lejos del lugar del accidente! 

Puede que Kolya aún necesite cuidados médicos pero él comparte en Facebook su recuperación, con todas las personas que le han ayudado. 

¡La guerra no solo causa víctimas entre los soldados! El conflicto comenzó oficialmente en 2014 en Ucrania y hasta el momento ha dejado 10.000 muertos. La familia de Kolya, que vivía lejos de la zona de conflicto, pensaba que vivían en un lugar seguro.

¿Qué le dirías al valiente Kolya y a su familia? ¡Seguro que agradecen tus comentarios!

Partager sur Facebook
792 792 Partages

Source: Ayoye · Crédit Photo: Ayoye

Aimez / Commenter