Noticias : ​La madre conoció a un hombre que se parecía a su hija como dos gotas de agua. ¡Ni te imaginas como fue!​

​La madre conoció a un hombre que se parecía a su hija como dos gotas de agua. ¡Ni te imaginas como fue!​

No hay esperanza!

Publié le par EspanolBuzz dans Noticias
Partager sur Facebook
197 197 Partages

La madre conoció a un hombre que se parecía a su hija como dos gotas de agua. ¡Ni te imaginas como fue!

Aminah Hart esperaba mucho de la vida. Esta australiana de origen indio, soltera y sin hijos, se encontraba en un punto crucial de su vida a sus cuarenta y dos años. ¡A menudo recordaba con amargura todas las duras pruebas que le había tocado vivir! 

A causa de una enfermedad congénita rara, llamada Miopatía centro nuclear ligada al cromosoma X, la joven ya había perdido dos bebés. El primero, Marlon, solo tenía 4 meses. Su marido no pudo superar esta tragedia y la pareja terminó divorciándose. Louis, el segundo, tenía 14 meses cuando falleció y de nuevo Aminah se volvió a encontrar sola ya que el padre del niño también la abandonó. 

“No hay palabras para describir lo que sentía. Había tenido dos hijos de dos padres diferentes, aunque hasta que no murió mi segundo hijo no me diagnosticaron que era portadora de una enfermedad genética.”, contaba Aminah.

Si intentaba quedar embarazada por tercera vez, había un 25% de probabilidades de que el niño también naciera con la misma enfermedad.

¡Pero sus ansias de ser madre eran más fuertes! “Me costó mucho tomar la decisión ya que todo jugaba en mi contra: mi edad, mi estatus social y el hecho de ser portadora de una enfermedad genética mortal. ¡Sabía que las opciones de que todo saliera bien eran muy escasas!

Una vez tomada la decisión de volver a ser mamá, decidió recurrir a un donante de esperma y para ello consultó diferentes informes médicos.

Finalmente, su elección final recayó en Scott Andersen, un auténtico desconocido para Aminah. El embarazo transcurrió con normalidad y unos meses después, vino al mundo Leila ¡con perfecta salud! ¡Por fin su sueño de ser madre se había hecho realidad! 

Amina comenzó a vivir una vida llena de felicidad con su hija, aunque Helen, su madre la animaba continuamente a buscar al padre biológico de la niña, algo que Aminah no estaba segura de que fuese buena idea. Pero ante la insistencia de su madre, terminó por enviar un correo al donante para darle las gracias y enseñarle una foto de Leila. ¡En el mensaje le decía que gracias a él, había podido formar una familia y se sentía plenamente dichosa! Scott, por su parte, le respondió entusiasmado y fue así como ambos progenitores comenzaron a intercambiarse correspondencia con regularidad durante 6 meses, hasta que decidieron conocerse en persona. 

¡Cuando Aminah vio a Scott por primera vez, quedó en estado de shock. ¡Leila tenía el mismo cabello rubio y los ojos azules de su padre! Entre el padre y la hija se produjo un flechazo a primera vista. También Aminah y Scott congeniaron muy bien, hasta el punto de que pasaron de las visitas regulares a una relación más intensa. “Terminamos por enamorarnos locamente. Sé que la nuestra ha sido una experiencia irreal e increíble. 

Hoy en día, forman un feliz matrimonio y Aminah por fin ha cumplido el sueño de su vida. ¡En tres años, se ha convertido en una radiante esposa y madre!

¿Conoces algún caso en el que dos personas se hayan conocido de una forma tan increíble? ¡Cuéntanos!

Partager sur Facebook
197 197 Partages

Source: Ayoye · Crédit Photo: Ayoye

Aimez / Commenter