Noticias : ​La madre quiere devolver toda la ropita de su bebé muerto… ¡pero lo que la dependienta le dijo la hizo estallar en llanto!

​La madre quiere devolver toda la ropita de su bebé muerto… ¡pero lo que la dependienta le dijo la hizo estallar en llanto!

Ella se echó a llorar cuando la vendedora le dijo esto!

Publié le par EspanolBuzz dans Noticias
Partager sur Facebook
97 97 Partages

La madre quiere devolver toda la ropita de su bebé muerto… ¡pero lo que la dependienta le dijo la hizo estallar en llanto!

Cuando Jacintha Masters, una australiana de Mount Gambler se dirigía al hospital para algo muy triste, paró en unos grandes almacenes para devolver unos artículos. Efectivamente, ella tenía intención de devolver la ropita que había comprado para su bebé. Ahora debía ir al hospital para que le provocaran el parto porque su hijito había muerto antes de nacer…

Cuando todo pasó, la mujer escribió una carta muy emotiva a Jo, la dependienta que la atendió esa mañana en la tienda:

“Esta es una carta abierta para Jo, la increíble dama que una mañana me consoló en el Best and Less”.

Usted no me conoce, pero hace unos días estuve en su tienda para devolver unos conjuntos de ropa que había comprado para mi bebé. Sin embargo me dijeron que no podía devolverlos porque no llevaba la tarjeta de crédito con la que había pagado las compras. Rompí a llorar y expliqué que no la llevaba encima en ese momento. Yo me dirigía al hospital para que me provocaran el parto ya que mi hijo había muerto en mi vientre. Pensaba devolver toda esa ropita porque no quería verla al volver a casa. Vi su cara de comprensión y también vi cómo habló con su gerente para ver si podían pasar por alto la política de la tienda y devolver las ropitas del bebé sin la tarjeta.

A continuación usted me preguntó si tenía una mantita para envolverlo. No la tenía. Iba a comprarla allí, antes de ir al hospital.

Entonces usted se acercó a mí y me abrazó. Me dejó llorar en su hombro. Juntas, hemos ido a la sección de mantas y me ha ayudado a elegir una: azul cielo con nubes blancas. ¡Era perfecta!

Cuando quise pagar, usted no me dejó y pagó la manta de su bolsillo. Yo comencé a llorar de nuevo y le dije que era usted un ángel. Yo estaba sin palabras. No sabía cómo darle las gracias.

No nos conocemos y ni siquiera sé su nombre completo. Pero me gustaría que supiera cómo me alegro de haberla conocido y lo agradecida que le estoy por lo que hizo por mi pequeño Sammy y por mí.

La mantita me reconfortó enormemente mientras me aferraba a ella con fuerza durante las contracciones y después, cuando envolví en ella a mi hijito muerto.

Jamás olvidaré lo que ha hecho por mí. Es usted un ángel y le doy las gracias desde el fondo de mi corazón”

¿Te ha conmovido la historia de solidaridad y empatía de Jo y Jacyntha. ¡Seguro que agradecen tus comentarios!

Partager sur Facebook
97 97 Partages

Source: Ayoye
Crédit Photo: Ayoye

Aimez / Commenter